Yucatán

Exponen problemáticas y avances de los niños, niñas y adolescentes

La capacitación es una de las principales vías para avanzar en el sistema integral de justicia penal para niñas, niños y adolescentes, por lo que Yucatán puede considerar que la primera generación de servidores públicos especializados en este sistema es un gran avance, expresó el coordinador de vinculación de dependencias y órdenes de gobierno del Sistema de Protección Integral de los Derechos de las Niñas, Niños y Adolescentes (SIPINNA)  Daniel Ponce Vázquez.

Lo anterior lo señaló el funcionario federal al impartir la conferencia “La integralidad y transversalidad de los derechos de niños, niñas y adolescentes”, en el marco de la entrega de constancias de la 1ª generación de egresados de la especialidad en justicia para adolescentes convocada por el Poder Judicial del Estado.

En este evento, el presidente del Tribunal Superior de Justicia y del Consejo de la Judicatura de Yucatán, Abogado Ricardo Ávila Heredia, reconoció que para el Poder Judicial es primordial el trabajo en favor de los niños, niñas y adolescentes (NNA), puesto que es obligación de quienes lo integran proteger el Interés Superior de la Niñez.

En la inauguración del evento, al que acudió la secretaria general de gobierno María Dolores Fritz Sierra, en representación del gobernador Mauricio Vila Dosal, el magistrado Avila Heredia informó que, luego de esta primera generación, ya inició estudios el segundo grupo de servidores públicos que estudian esta especialidad en el sistema integral de justicia para niñas, niños y adolescentes.

En la inauguración del evento, al que acudió la secretaria general de gobierno María Dolores Fritz Sierra, en representación del gobernador Mauricio Vila Dosal, el magistrado Avila Heredia informó que, luego de esta primera generación, ya inició estudios el segundo grupo de servidores públicos que estudian esta especialidad en el sistema integral de justicia para niñas, niños y adolescentes.

Por su parte, el magistrado presidente de la sala unitaria para adolescentes, Santiago Altamirano Escalante, señaló que Yucatán ha tenido una participación activa en el ámbito de justicia para adolescentes y que todos los integrantes del sistema han hecho su propio esfuerzo para obtener mejores resultados.

Durante el desarrollo de su exposición el conferencista Ponce Vázquez expresó que los niños, niñas y adolescentes (NNA) en México son víctimas de violencia física y sexual y comúnmente agredidos por las personas que deberían protegerlos, es decir, sus familiares. Agregó que es necesario que el Interés Superior de la Niñez (ISN), que es un derecho sustantivo y una norma de procedimiento, se aplique de manera efectiva cuando los niños son parte de un litigio o se encuentren involucrados en procesos que les afecten.

Ofreció datos sobre incidencia en desnutrición y baja trayectoria escolar de los NNA y detalló que 6 de cada 10 NNA ha experimentado al menos un método de disciplina violenta. Así también apuntó que en 2018 se iniciaron 13 mil carpetas de investigación por delitos de lesiones en contra de menos de 17 años y 2,980 carpetas por homicidio y feminicidio de NNA.

Agregó que 9 de cada 10 denuncias por lesiones fueron en contra de NNA y que en nuestro país hay una tendencia ascendente de egresos hospitalarios por lesiones clasificadas como violencia sexual. De 2010 a 2018 este aumento fue de 305% en menores de 5 año.


También se refirió a la situación de los adolescentes. Detalló que en México viven 13.3 millones de adolescentes de 12 a 17 años, pero son un grupo altamente estigmatizado y requieren medidas de protección, integral y no sólo acciones de contención.

El funcionario dijo que el Sistema de Protección Integral de los Derechos de las Niñas, Niños y Adolescentes (SIPINNA) trabaja para pasar de ser un sistema que sólo resuelva problemas a ser uno que garantice derechos.Al término de esta conferencia se entregaron constancias al primero grupo de servidores públicos que cursaron esta especialidad.

Revista Digital


Playa del Carmen

Mérida, Yucatán