Conectate con nosotros

Ecología

Urgente que el Ejecutivo y la Cámara de Diputados eleven el presupuesto asignado a la Semarnat para 2021

Publicado

el

En siete años se ha recortado casi 60% el presupuesto asignado al sector ambiental. El COVID-19 ha evidenciado la urgente necesidad de preservar el medio ambiente como la mejor forma de proteger la salud de las personas.

Los efectos de la pandemia ocasionada por el COVID-19 han evidenciado, más que nunca, la necesidad urgente de dotar de recursos suficientes a las dependencias responsables de proteger el medio ambiente en México, como el mecanismo más eficaz para garantizar el derecho a la salud y el bienestar de las personas. Es por ello que, organizaciones de la sociedad civil, con base en el principio de progresividad, hacemos un llamado al Ejecutivo Federal y a la Cámara de Diputados a elevar considerablemente el presupuesto destinado a la Secretaría de Medio Ambiente y Recursos Naturales (Semarnat) para el año 2021.

La propia Semarnat ha señalado que casi el 80% de las muertes que se han registrado por causa del COVID-19 en el país se concentran en las zonas donde el medio ambiente ha sido más impactado negativamente.[1]

A pesar de ello, en los últimos siete años, los recursos asignados al sector ambiental en México han ido disminuyendo de forma constante, al pasar de 56,471,236,212 pesos –monto asignado en 2013- a 29,869,450,777 pesos en 2020. Traídas las cifras del 2013 a valor presente, el recorte a los a los recursos asignados en el presupuesto federal representa un 59.5%[2]. En proporción del Producto Interno Bruto (PIB), el presupuesto asignado a Semarnat se ha ido reduciendo de forma sustancial, pues pasó de representar el .38% del PIB en 2014 al 0.11% en el 2020.

De igual forma, en el mismo periodo, el sector ambiental federal destinado a la defensa y protección del medio ambiente en México ha perdido 2,515 plazas. Entre las dependencias más afectadas por los recortes se encuentra la Procuraduría Federal de Protección al Ambiente (Profepa), la Comisión Nacional Forestal (Conafor) y la Comisión Nacional del Agua (Conagua).

En lo que se refiere a las Áreas Naturales Protegidas (ANP), a pesar de que la superficie bajo resguardo de la Comisión Nacional de Áreas Naturales Protegidas (Conanp) equivale al 22% del territorio nacional, el presupuesto federal para proteger cada hectárea se ha reducido 87%, pasando de un máximo histórico de 74.12 pesos en 2016 a tan sólo 9.56 pesos en el año 2020.[3] Los 43.9 miles de millones de pesos (cifras traídas a valor presente) recortados a Semarnat en estos 7 años contrastan con los 21.1 miles de millones de pesos asignados al programa Sembrando Vida, a los 60.1 miles de millones de pesos etiquetados para Seguridad y Protección Ciudadana y a los 41.2 miles de millones de pesos otorgados a la refinería Dos Bocas en Tabasco, todos estos montos para el año 2020. Llama la atención que el presupuesto para un solo programa –Sembrando Vida- (25 mil millones de pesos) sea más de cinco veces mayor al total asignado para para la Conafor (poco más de 5 mil millones de pesos).[4]

La salud, el bienestar de las personas, y en general el goce de los derechos humanos dependen de la salud de los ecosistemas. Por todo lo anterior, hacemos votos para que el Ejecutivo federal y la Cámara de Diputados se tomen con seriedad el derecho al medio ambiente sano y establezcan un Presupuesto de Egresos donde la protección y el cuidado del patrimonio natural sea principio y fin de la política pública nacional.En esta liga se puede consultar a detalle la información sobre los Recortes al sector ambiental 2013-2020. https://www.cemda.org.mx/recortes-al-sector-ambiental/ ([5]

Ver nota metodológica

Atentamente:

CartoCrítica. Investigación, mapas y datos para la sociedad civil.Center for Biological DiversityCentro Mexicano de Derecho Ambiental A.C.Los Cabos CoastkeeperNaturaliaPronatura NoroesteReforestamosSociedad de Historia Natural Niparajá, A.C.Terra PeninsularWildlands Network

[1] Semarnat. Enfrenta México doble crisis sanitaria: Por el COVID-19 y por degradación ambiental. 8 de mayo 2020. Disponible en línea:https://www.gob.mx/semarnat/prensa/enfrena-mexico-doble-crisis-sanitaria-por-el-covid-19-y-por-degradacion-ambiental

[2] Para obtener dicho porcentaje se tomó como referencia la cifra de $73,827,546,001.00 que es el presupuesto asignado a la Semarnat en 2013, traído a valor presente, utilizando el Índice Nacional de Precios al Consumidor (INPC) y la calculadora de inflación del Instituto Nacional de Estadística, Geografía e Informática INEGI (https://www.inegi.org.mx/app/indicesdeprecios/calculadorainflacion.aspxr).

[3] Fundar, Centro de Análisis e Investigación. Cuidar lo que importa: Presupuesto para el patrimonio natural, 20 mayo 2020. Disponible en: https://fundar.org.mx/cuidar-lo-que-importa-presupuesto-para-el-patrimonio-natural/

[4] Fuente: Presupuesto de Egresos de la Federación, Ramo 16, “Medio Ambiente y Recursos Naturales”. Disponible en:http://www.diputados.gob.mx/LeyesBiblio/pdf/PEF_2020_111219.pdf 

[5] Nota metodológica: Con el propósito de conocer el estado que guarda el presupuesto público al respecto y las tendencias en su asignación en los últimos años, el Centro Mexicano de Derecho Ambiental, A.C. (CEMDA) se dio a la tarea de analizar el presupuesto asignado al sector ambiental a partir de 2013, específicamente el presupuesto asignado a través del Ramo 16 en el Presupuesto de Egresos de la Federación (PEF). Si bien el presupuesto ambiental, de manera amplia, puede incluir el gasto público destinado a acciones de conservación en otros ramos, el análisis se enfocó al Ramo 16 por ser el Ramo específico del quehacer gubernamental que concentra la formulación y aplicación de la política ambiental que rige en el país.

Una vez obtenidas las cifras, se aplicó la inflación de los presupuestos de años anteriores de forma que se conociera el valor presente de los datos, ello utilizando la calculadora del INEGI. En cada año se utilizó el Índice Nacional de Precios al Consumidor (INPC) de enero del año correspondiente y el INPC actualizado fue el de abril 2020 que es el más reciente publicado. De esa operación se obtuvo un factor que multiplicado por cada cifra en pesos de ese año, da como resultado el valor presente. Para el año 2020 las cifras se mantienen iguales.

Ver nota metodológica