Conectate con nosotros

Quintana Roo

Turquesa, en vías de expulsar a esposa de Luis Alegre de su hogar

Publicado

el

La esposa del diputado federal Luis Alegre Salazar, con quien está en proceso de divorcio, está siendo obligada a abandonar la casa conyugal que compartían en esta ciudad, toda vez que este inmueble, y todos los objetos de valor en su interior, están a nombre de Turquesa Organización, empresa que ya le ha exigido que la abandone.

Cancún.- Turquesa es la empresa radiofónica creada por el padre del diputado, Gastón Alegre López, y en donde el propio Luis Alegre ha fungido como subdirector y director general, por lo que se entiende que esta orden para abandonarla viene desde el legislador, quien así priva a Heidi “N”, la mujer con la que se casó hace 12 años, de esta casa conyugal, dentro de las estrategias legales de su defensa, para reducir lo más posible la afectación a su patrimonio.

Fuentes al interior del Poder Judicial han compartido detalles sobre la demanda de divorcio ingresada por Luis Alegre Salazar ante el juzgado segundo familiar, con expediente 811/2011, en el cual el legislador lista su dieta como diputado federal como único ingreso, excluyendo su patrimonio familiar y personal que ha amasado en cargos no solo como director general de Turquesa, sino como director de Deutsche Bank, como vice presidente de Alliance Bernstein, de ICO Global Comunications, entre otros. Con ello, pide que la corte considere la pensión solicitada por su esposa como por encima de sus posibilidades.

En sus alegatos ante el tribunal, el diputado de Morena niega haber incurrido en violencia familiar, por la que fue demandado ante la Fiscalía General del Estado, y asegura que él es, al contrario, víctima de hostigamiento, razón por la que solicitó como medida cautelar que su mujer no pueda discutir ningún detalle de su actual divorcio, y además que le incauten todos sus aparatos electrónicos para borrar cualquier fotografía o video en donde él aparezca.

Al ser escoltados por policías municipales, después de una llamada al 911 por parte de su mujer, Luis Alegre afirma que dejó en la casa la suma de 300 mil pesos, en distintas divisas, monto del cual pide sea descontado la pensión a acordar, únicamente para los hijos, pese a que su mujer dejó de trabajar hace 12 años, alegando que tiene medios para recuperarse. También pide incluir en esta pensión la mensualidad que él hace por el coche que tenían en común.

De acuerdo al marco legal actual, a la esposa le correspondería una pensión compensatoria, como reconocimiento de su labor doméstica como útil y necesario, al tomar la decisión de dejar de obtener ingresos, en común acuerdo con el marido. La negativa por parte de los abogados de Luis Alegre está, por tanto, ausente de cualquier perspectiva de género.